Tema de la semana: Presencia d…

Tema de la semana: Presencia de marca, reflexión y cierre de…

EthicalBrands.com cierra el ciclo y reflexiona sobre la presencia de marca durante navidad y el 2015,… Read More
lucysolorzano 2 años ago
 
2015: Año gris para las marcas…

2015: Año gris para las marcas guatemaltecas

Elizabeth Rojas critica las estrategias conservadoras de muchas marcas e incita a la interacción con el con… Read More
lucysolorzano 2 años ago
 
Cara a Cara: Presencia de marc…

Cara a Cara: Presencia de marca, reflexión y cierre de ciclo

Zully de la Roca y Luis Fernando Alejos reflexionan sobre la presencia de las marcas y la relación que tenem… Read More
lucysolorzano 2 años ago
 
Inicio » Expertos » Sostenibilidad como nuevo paradigma
aguilar

Sostenibilidad como nuevo paradigma

Debate

Juan Francisco Aguilar habla sobre la sostenibilidad como un nuevo paradigma de nuestra era.

aguilar

Juan Francisco Aguilar - Consultor

Juan Francisco Aguilar - Consultor

Es un consultor en medios interactivos y desarrollo social. Es co-fundador de TuanuncioEsgratis.com y GuatemalaGlobal.com. Actualmente colabora como “SEO and communication facilitator” para ContactUs.com una plataforma de mercadeo entrante para PyMEs.

Se dedica al desarrollo y gestión de proyectos web (Online Publishing y SAAS). Asistiendo en la gestión de proyectos desde el proceso creativo y conceptual, creación de estructura y procesos de funcionamiento en base a objetivos, medición y re-planificación en base a resultados para la óptima utilización de recursos y talento humano.
Provee asistencia a empresas en el proceso de transición de estrategias tradicionales a estrategias y procesos digitales con especialización en estrategias para la web: SEO, SEM, SMM, análisis de datos, gestión de proyectos y relaciones públicas. Su principal objetivo es colaborar con emprendimientos de impacto social positivo. 

Sostenibilidad Hoy: Un cambio de paradigma que divide la historia.

Desde el inicio de los tiempos los humanos hemos constantemente buscado mejorar nuestras circunstancias y hasta hace poco eso significaba: Más, más y más. En esta época la humanidad cambia de ser una civilización que quiere más a una que quiere equilibrio.

Hace 4 millones de años, desde el hombre nómada, que se esparce sobre el planeta buscando incrementar su cuota alimenticia, hasta las revoluciones tecnológicas que han marcado las eras: agricultura, revolución industrial, producción a escala, internet e inclusive presentes inversiones masivas en ingeniería genética, nuestra dirección ha sido la misma; tendemos hacia la maximización. Nuestra idiosincrasia es “más = Bueno”, “futuro = más”, “éxito = más”, “riqueza = más”, “poder = más”, etc. “Tener Más” ha sido una constante para el homo sapiens-sapiens desde el inicio de su existencia como especie. Más a mediados del siglo XX, con el descubrimiento de la bomba atómica, nos damos cuenta, como especie, que el juego de la vida no lo gana el que puede pegar más fuerte. La dirección implícita de todo ser humano ya no debe ser “Más”. Consecuentemente, los problemas ambientales, sociales y filosóficos que afrontamos ahora son producto de esta mentalidad depredadora.

A tal punto consideramos que “más = bueno”, que cuando queremos decir que el minimalismo es estéticamente mejor decimos: “menos es más”. Es importante reiterar el grado de compenetración que tiene la asociación “más es mejor” para entender el macro-cambio que se da en el paradigma del ser humano. Está implícito en el “neutro” de nuestro lenguaje, en nuestro sentido común, en el inconsciente colectivo. Pues necesitábamos tener una mentalidad consumista-depredadora para sobrevivir y ese ya no es el caso, al contrario, ese es el problema. Querer maximizar nuestros recursos ha significado, durante los últimos 4,000,000 años ser humano. Nos identifica como especie. Esto hace que inclusive nuestra percepción del equilibrio también fuese asociada con algo malo. Por ejemplo, la frase: “Si no avanzas, te hundes”.

Estamos viviendo “El gran cambio” de nuestra historia como especie o, mejor dicho, uno de muchos grandes cambios. Es un cambio de paradigma, en donde “Más = Malo”,  “Menos = Malo” y “Sostenible = Bueno”. No es un cambio rápido, es una metamorfosis social que lleva más de 150 años de estarse encausando  en dirección al equilibrio y cuya base cognitiva lleva varios milenios de estarse gestando como concepto por iluminados divinos e iluminados científicos; Jesús predica amar al prójimo como a sí mismo, Buda busca el equilibrio en todo, el 0 es el número sagrado de los mayas, es una de las reglas fundamentales de las matemáticas, física y nuestra naturaleza, parece un precepto básico de la justicia, etc.

Es por ello que el autor se atreve a decir que esta era es la primavera de la “Sostenibilidad”; y que la nueva aspiración del ser humano es el equilibrio. Esto es evidente en todo lo humano: las empresas que buscan RSE lo hacen con estrategias que llevan hacia la conservación de recursos naturales; hacia la explotación sostenible de recursos, hacia una equidad justa para todos los socios internos y externos de la empresa. A nivel psicológico buscamos equilibrio emocional, a nivel laboral buscamos un equilibrio vida/trabajo o una alineación entre vida y trabajo. Las recientes catástrofes financieras también evidencian que lo que se busca son economías estables que no colapsen, como lo hizo la burbuja inmobiliaria tras el abuso extremo de herramientas financieras.

En especial al escribir un artículo para Ethical Brands hace de particular interés observar el fenómeno a nivel moral y ético en un contexto de mercadeo. Pues estas abstracciones colectivas (La moral, la ética) también están en un hito histórico de transición. Así como la moral, los conceptos y reglas de ética están íntimamente entrelazados con lo que le conviene al grupo. Desde el código moral/legal de los musulmanes a las reglas de convivencia entre amigos en un dormitorio universitario, la ética y la moral son reforzadas por lo que le conviene al grupo. Y ahora que todos somos una gran comunidad global, hay también una primera oportunidad a una moral y ética basadas en la sostenibilidad, como requerimiento esencial para la supervivencia de la especie humana y su hábitat (La tierra, por ahora). Es decir, la sostenibilidad es parte de la nueva ética global. Y es que por primera vez en la historia tenemos la oportunidad de co-crear un código ético y moral que nos una como especie, cosa que históricamente ha sido a la inversa. En el pasado, las diferentes ideologías han sido causa y catalizador de las tragedias de nuestra especie; como el holocausto, guerras civiles, genocidios, persecuciones, invención de la bomba atómica, armas bioquímicas etc.   

En cuanto al mercadeo ético, surge una nueva forma de hacer marketing en beneficio del consumidor, buscando un equilibrio sinérgico gana-gana entre los socios internos y externos de una empresa. Este es un mercadeo no invasivo denominado Mercadeo Entrante. Los recursos de una empresa que se refleja en la estabilidad y vida de esa empresa y como fenotipo constante en su desarrollo evolutivo. En este sentido, el mercadeo entrante se manifiesta como un efecto más causado por el gran cambio de paradigmas de nuestra era, que ahora busca el equilibrio en todos sus sentidos; es decir, reconocemos a la “Sostenibilidad” como dirección para la mejoría en todos sus sentidos.  

 

Le podría interesar

letona2

Crear un negocio fuerte y construir un mundo mejor

Patricia Letona habla sobre marcas entre el bien de la marca y el bien común. Patricia Letona – …

Un comentario

  1. Alejandro Ortega

    El dientes de sable fue uno de los mejores depredadores de todos los tiempos, y se extinguió también por eso, porque acabó con todo lo que le servía de alimento. Es una lección que deberíamos tomar en cuenta, nuestra inteligencia nos ha llevado al dominio del planeta pero también puede ser la causa de nuestra extinción.

Deja un comentario